LA CABALGATA DE LOS 600

LA ÚLTIMA CARGA

Título Original: The Charge of The Light Brigade

Año: 1968

Duración: 141 min.

País: Inglaterra

Dirección: Tony Richardson

Reparto: Trevor Howard, John Gielgud, David Hemmings, Vanessa Redgrave, Harry Andrews, Jill Bennet, Mark Burns, Mark Dignam, Alan Dobie, Willoughby Goddard, TP McKenna, Corin Redgrave.

Marco Temporal: 1853-1856

Marco Espacial: Inglaterra, Imperio turco.

El capitán Nolan  recién llegado de la India decide incorporarse al regimiento de Lord Cardigan. El joven oficial lleno de nuevas ideas choca continuamente con las viejas maneras firmemente arraigadas en el tradicional ejército británico, y en su aún más conservador superior. Mientras tanto Nolan mantiene una estrecha relación con su amigo Norris y su joven esposa Clarissa por la que se siente atraído. La guerra en Crimea (1853-1856) va a estallar, y el regimiento de los dos amigos tendrá que partir para participar en ella.

Con la guerra de Crimea como telón de fondo la narración discurre por los ácidos caminos de la crítica más acerada al militarismo beligerante. Usando como cortinillas de inicio e incluso a mitad del film viñetas del periódico caricaturesco "Punch", se nos da el tono que va a seguir la película. Inglaterra mostrada como el León dormido, el policía del mundo que acude en defensa de la inocente doncella, es decir el Imperio Turco, atacado por el feroz oso ruso de libidinosas intenciones. ¿A alguien le suena la situación? Rusia buscando una salida al mar Mediterráneo y amparándose en motivos religiosos se enfrenta al Imperio Otomano por la estratégica península de Crimea, y los turcos recurren a la ayuda de sus aliados occidentales encabezados por Francia y el omnipotente Imperio Británico (¡Dios salve a la Reina!). Si a este contexto sumamos la época de realización de la película (1968) en pleno conflicto en Vietnam, nos damos cuenta en seguida del feroz trato que reciben los militares y políticos afines.

Si comparamos "La última carga" con el film "La carga de la brigada ligera" protagonizado por Errol Flynn en 1936, ambos tratando el mismo hecho, nos encontramos con dos películas con planteamientos diametralmente opuestos, y las dos con una interesante carga de contexto histórico a sus espaldas. El film del 36, es un film épico, de hazañas bélicas, ensalzando los valores militares y castrenses (Hitler está a la vuelta de la esquina y hay que concienciar al público de que se prepare para la guerra). En la película del 68, los militares son ridiculizados, la guerra es un absurdo juego en manos de estúpidos e incompetentes, y las muertes tienen mucho de horror y poco de heroico; pero es que los movimientos pacifistas y contrarios a la Guerra de Vietnam van ganando adeptos, y el film hasta se permite unos pequeños guiños a estas protestas.

Entonces ¿cuánto de histórico hay en el film "La última carga"? Parece ser que bastante. Basado en los escritos de la historiadora  Cecil Blanche Woodham-Smith,  el relato de los hechos, e incluso la personalidad de los implicados, se ajusta tristemente a la realidad. De hecho el propio Lord Cardigan ya es retratado en otro de los magníficos libros de McDonald Fraser "Flashman y la Brigada Ligera" como un auténtico tarugo, y es el "querido" Flashy quien retrata la carga de la Brigada Ligera como un auténtico fiasco.

En la primera mitad del film se nos muestra la preparación y los entresijos de funcionamiento del ejército británico, con situaciones que rayan en el absurdo, y que desgraciadamente tienen base real. La segunda parte entra de lleno en el escenario bélico, y como es lógico gana en acción.

La película hay que verla o hay que verla. Con la actual amenaza en Crimea  (mayo 2014) entre rusos y americanos, la situación el mundo, la política de los grandes Estados o Imperios, nos incita a la reflexión: ¿Hemos avanzado algo? 

No hay comentarios:

Publicar un comentario