HÉRCULES VA A EGIPTO

HÉRCULES: LAS DAGAS DE KUSH



Título Original: Hércules The Knives of Kush



Guionista: Steve Moore



Dibujante: Cris Bolson



Año de Publicación: 2009


País: Inglaterra


Hércules y sus amigos, Iolao, Autolico, Atalanta y Meleagro, viajan en una inestable embarcación hacia el misterioso Egipto. En el mar son abordados por un grupo de piratas que destrozan la nave aunque finalmente son forzados a huir por los guerreros griegos. Hércules y sus compañeros se ven obligados a llegar a nado a la costa egipcia.

Hércules y sus camaradas de armas se encuentran en esta ocasión en el Egipto del faraón Seti II (1200-1194). Una guerra civil asola el país, y una secta de fanáticos conocida como Las dagas de Kush tiene mucho que ver. A lo largo de cinco números se nos va a contar las aventuras de los mercenarios griegos en el exótico Egipto. Tampoco es que el dibujante se recree mucho en el Antiguo Egipto, ya que parece más preocupado por llenar de vísceras y sangre las viñetas, aumentando así el grado de "gore" que tiene esta aventura con respecto a la precedente, y eso que se han dejado atrás al comecerebros. La estética de films como "300" se sigue dejando notar, y hasta se permiten un guiño u homenaje por medio de una sangrienta defensa de un desfiladero, en el cual Hércules y compañía demostrarán que Leónidas y sus camaradas eran unos blandos. También hacen otro pequeño homenaje a Astérix con el episodio de los piratas.

La nueva saga no ofrece variaciones sobre la ya adaptada al cine, así que hay que suponer que en unos años la veremos también llevada a la gran pantalla. Pero de momento hay que conformarse con las aventuras llenas de sangre y violencia de unos míticos guerreros, aunque lo de míticos se haya perdido por el camino, pues la historia está despojada casi totalmente de elementos mitológicos. "Las dagas de Kush" gustará a aquellos a quienes les gustó la anterior saga, y sobre todo a fans de fantasías bárbaras y guerreros mutiladores, vamos que si mezclamos "300", "Conan", y la serie "Espartaco", nos sale algo como esto. Bueno lo dejo que tengo que irme a limpiar la sangre que me ha salpicado la camisa, ¿Cómo? ¿Qué no os lo creéis? Vale, pues echarle un vistazo a la página de muestra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario