PU YI

EL ÚLTIMO EMPERADOR

Título Original: The last emperor

Año: 1987

País: Gran Bretaña, Italia, China

Duración: 156 min.

Dirección: Bernardo Bertolucci

Reparto: John Lone, Peter O´Toole, Joan Chen, Ying Ruocheng, Victor Wong, Dennis Dun

Marco Temporal: 1908-1967

Marco Espacial: China



Manchuria 1950. Frontera chino-rusa. Un tren cargado de prisioneros llega a una estación perdida. De él bajan un grupo de personas que el altavoz denomina criminales de guerra, entre ellos se encuentra un hombre gris, anodino, de aspecto derrotado. La megafonía da las instrucciones pertinentes mientras los soldados observan que se cumplan. En la sala de espera un grupo de prisioneros reconoce al hombre de las gafas y el sombrero, es el antiguo emperador de China, corren a arrodillarse ante sus pies, pero otros compañeros les obligan a ponerse en pie. Pu yi, asustado, se encierra en una habitación vacía.

La biografía de Pu Yi el último emperador de China llevada al cine por el director italiano Bertolucci con financiación británica, y apoyo del gobierno chino, toda una experiencia, que difícilmente se podría volver a repetir en la época digital. Ganadora de 9 Óscares, entre ellos mejor película y director, y 4 Globos de Oro, la película está muy bien valorada por la crítica y los espectadores. En ocasiones se ha calificado el film como una obra maestra.

Construida como largos flashbacks que realiza el protagonista en sus años de reeducación durante la década de 1950, Pu Yi nos traslada desde 1908 hasta su presente, recorriendo toda la existencia que le lleva desde el trono imperial a los tres años, a su condición de preso del nuevo régimen chino. Basada en la obra autobiográfica del propio Pu Yi titulada "Yo fui emperador de China", la película la adapta bastante bien permitiéndose pequeños cambios que no varían sustancialmente la historia.

La película tiene momentos brillantes, y el permiso concedido por las autoridades chinas para filmar dentro de la ciudad prohibida es muy bien utilizado por el director italiano, que en la primera mitad del film le saca mucho partido. La narración, como suele pasar con casi todas las biografías fílmicas, tiene sus altibajos; a momentos francamente intensos siguen otros más morosos, pero al final queda un gran espectáculo de bellas imágenes, buena música, excelente ambientación, y un guión aceptable. La larga duración de la cinta hace que se note una cierta perdida de ritmo en su parte media, pero la excelente primera parte compensa todo el resto del metraje.

Aquí dejo un pequeño anecdotario con la recomendación de no verlo si no se ha visto la película:
Y aquí el trailer que se emitió en una televisión local:
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario