EL ESTANDARTE VIAJERO

LOS INMORTALES

Título Original: Nemuritorii

Año: 1974

Duración: 103 min.

País: Rumanía

Dirección: Sergiu Nicolaescu

Reparto: Anza Pellea, Ion Besoiu, Ilarion Ciobanu, Sergiu Nicolaescu, Jean Constantin

Marco Temporal: 1611

Marco Espacial: Rumania



Un grupo de jinetes persigue y acorrala a un hombre que huye a pie. Finalmente rodeado, el hombre confiesa haber roto el juramento, y es ejecutado por uno de los caballistas. Es el año de 1611 en algún lugar de Centroeuropa, un jinete entra en un pueblo. La presencia del recién llegado es observada por las autoridades que le ofrecen dinero a cambio de deshacerse de un cadáver. El hombre es el capitán Andrei, uno de los seguidores del fallecido Miguel el Valiente.

El polifacético Nicolaescu, director del film, pero también el actor principal, que además fue uno de los guionistas, y aunque no tenga que ver en principio con la película acabó como político, realiza con "Nemuritorii" una película personal, que iba a ser la primera de una serie. En el proyecto del rumano se trataba de crear una serie de películas protagonizadas por 13 héroes que, en diferentes épocas de la historia de Rumania, iban a desarrollar sus aventuras y repasar la historia del país.  Al no obtener el beneplácito de las autoridades rumanas, la película quedó como una especie de continuación de su anterior éxito, "La última cruzada". Si la primera era la biografía del unificador de Rumania, Miguel el valiente, ésta seguirá las andanzas de sus partidarios 10 años después de la muerte de su líder. La trama no puede ser más sencilla: Un grupo de soldados del antiguo ejercito del voivoda se reúnen para devolver a su país el estandarte que representa los tres estados que unidos conforman Rumania. Estos hombres atravesarán media Europa para volver a su tierra, ofrecer su estandarte y sus vidas a un nuevo líder que acaba de aparecer, además llevan con ellos un cofre, herencia del anterior caudillo.

La película se convirtió en una de las más importantes de la cinematografía rumana, y uno de los grandes éxitos de Nicolaescu. El film biográfico laudatorio del héroe nacional que era su película sobre Miguel el Valiente, pasa ahora a ser un film de aventuras, en el cual la figura del caudillo ha sido sustituida por hombres del pueblo que se sacrifican por un ideal superior, gentes que deben ser un ejemplo para los demás, sirviendo así a un propósito político moralizante muy del gusto del régimen que la financió, y del propio director, parlamentario en su día por partidos nacionalistas y socialdemócratas.

La película es entretenida, mezclando toques de films históricos, westerns, y de aventuras. Bien dirigida y realizada, fue rodada en la propia Rumanía, usando, como en otros films épicos del mismo director, al ejército rumano como extras. Nicolaescu incluso utilizó algunas escenas de la anterior película para ilustrar los recuerdos de uno de los protagonistas de su participación en una batalla. Una de las escenas más conocidas es la de los caballos, cuando los turcos entierran a los protagonistas hasta la cabeza, y hacen pasear caballos a su alrededor. La complicada escena fue filmada sin efectos ni retoques, y se dijo a los especialistas y actores que deberían emitir sonidos para que los caballos los esquivaran, por ello se ideó que cantaran a voz en grito una canción popular evitando así que los animales les pisasen.

Hay versiones del film subtituladas al español en la red, por si a alguien le pica la curiosidad.No es imprescindible ver antes "La última cruzada", aunque sí recomendable para hacerse una mejor composición de lugar del contexto en el que se mueven los protagonistas de este segundo film.

Aquí dejo un trailer en rumano y otro video con el famoso fragmento de las cabezas enterradas.





No hay comentarios:

Publicar un comentario