HORUS VS. SETH

DIOSES DE EGIPTO


Título Original: Gods of Egypt

Año: 2016

Duración: 127 min.

País: Estados Unidos

Dirección: Alex Proyas

Reparto: Gerard Butler, Nikolaj Coster-Waldau, Geoffrey Rush, Brenton Thwaites, Courtney Eaton, Chadwick Boseman.

Marco Espacial: Egipto



Antes de que comenzara la Historia de la Humanidad los dioses de Egipto vivían entre los hombres. Era fácil diferenciarlos de los mortales, eran mucho más altos, por sus venas corría oro en lugar de sangre, y además podían transformarse en todo tipo de bestias aterradoras. El gobierno de las tierras egipcias se dividía entre dos divinidades hermanas, Osiris, gobernante de las tierras fértiles, y Seth, que rige sobre los desiertos. Osiris decide coronar a su hijo Horus como su sucesor al divino trono para lo cual convoca a dioses y hombres a una espectacular ceremonia.

La película nos cuenta las aventuras de un joven humano, Bek, de profesión ladronzuelo, que se alía con  un depuesto Horus para derrocar al maligno Seth. La mitología egipcia sirve de excusa para realizar un producto de fantasía lleno de efectos especiales y escenas de acción.

"Dioses de Egipto" ha recibido malas criticas, y por una vez han coincidido los expertos y el publico, que le han dado a la película de Alex Proyas por todos los lados. Las criticas comenzaron ya antes del estreno por la elección de un reparto excesivamente blanco, por lo cual tuvieron que meter a actores de color para paliar el "blanqueado" casting. Tamaña estupidez sólo podía pasar en Estados Unidos, porque al resto del mundo le importaba más bien poco el color de los actores siempre y cuando nos regalaran un buen film. Sin embargo eso no fue así, porque el resto de las críticas sí acertaron con los problemas de la película: la falta de un guión consistente, el exceso de efectos, persecuciones, monstruos, templos cayéndose, ya muy vistos y que acaban por cansar a quien busca novedades, no consiguen captar mucho rato la atención de un espectador abrumado por tanto fuego de artificio.  

De mitología egipcia quedan poco más que los nombres de los dioses y algunos de sus atributos, el resto, un mero pretexto para reunir a actores de moda asociados al genero épico y fantastico. Algún iluminado debió de pensar que juntar al Leonidas de "300" con el Mata reyes de "Juego de Tronos" en el Egipto de "La Momia" con los efectos de "El Príncipe de Persia" y "Furia de Titanes" era el colmo de la innovación, sólo faltaba uno portando un anillo mágico para unirlos a todos mientras jugaba al quidditch montado en una escoba egipcia. En fin un despropósito bien intencionado que seguramente sólo pretendía entretener y ser un "pelotazo" en taquilla, y que acabó pareciéndose a un mal videojuego.     

Aún así a las generaciones más jóvenes y a paladares menos exigentes imagino que les entretendrá mientras gozan de un buen bol de palomitas, que en muchos casos de eso se trata, aunque yo he de reconocer que alguna que otra cabezadita sí que me eché.

No hay comentarios:

Publicar un comentario