¿QUIÉN ES EL DIOS ESPADA?

Relieve Hitíta.Dios Espada y  Sarruma. Yazilikaya. Turquía
UN DIOS DEL INFRAMUNDO HITITA

En 1834 un arqueólogo francés Félix Marie Charles Texier se encuentra en Anatolia, en una aldea, Bogazköy, en la que busca la ciudad perdida de Tavium sin saber que en realidad acaba de encontrar Hattusa, la capital de los hititas. Tras pasearse por las ruinas de la ciudad hitita e ir de sorpresa en sorpresa, su guía le propuso llevarle a un sitio aún más interesante, el lugar de la "roca escrita" o Yakilikaya. Cuando el arqueólogo llegó a las grietas llenas de relieves que su acompañante le mostró casi no podía creer lo que estaba contemplando.


Cámara B. Yazilikaya. Turquía.
Yazilikaya es un santuario hitita a unos dos kilómetros de la capital del reino. Es un afloramiento rocoso al que se accedía por unas puertas que permitían la entrada a unas cámaras al aire libre en las que se habían esculpido dioses y reyes en un conjunto de relieves sin igual. En uso desde finales del siglo XVI a.C., la mayoría de las esculturas fueron realizadas durante los reinados de Tudhaliya IV (1237-1208 a.C.) y Suppiluliuma II (1207-1178 a.C.).

El edificio de acceso y las puertas han desaparecido y sólo quedan las bases, pero las impresionantes paredes rocosas siguen llenas de magníficas representaciones, algo que les valió la declaración de Patrimonio de la Humanidad en 1986. En dos de las llamadas cámaras, aunque más bien son unas grietas entre las rocas, se representan una serie de divinidades parcialmente identificadas por los historiadores, y entre todas ellas destaca la misteriosa divinidad conocida, a falta de nombre mejor, como el Dios-Espada.

Procesión  de los 12 dioses. Yazilikaya.
En la sala o cámara A hay un largo cortejo de divinidades, nada menos que 66, masculinas al oeste, y femeninas al este que convergen en la pared norte. En el centro de esta pared se encuentran tres divinidades: Teshub, dios de la tempestad y Arinna, diosa del sol que va seguida de su hijo Sharruma, formando la tríada divina hitita. Encima de las manos de las divinidades están sus nombres. También en esta misma cámara está el gran relieve del rey Tudhaliya IV. Esta sala estaba destinada a ceremonias de culto, y a la celebración de la fiesta de la primavera que se correspondía con el año nuevo.

Más interesante es la llamada cámara B, pues se supone que es un templo funerario relacionado con el mundo de ultratumba, y por tanto con ritos conectados con el Más Allá. En la pared oeste se alinean 12 dioses, mientras en el lado opuesto Tudhaliya es conducido y protegido por Sharruma hacia la representación de nuestro misterioso dios.

Dios Espada
El Dios Espada es un relieve de casi 3 metros. La cabeza forma la empuñadura de una espada que parece estar clavada en la misma pared. Bajo la cabeza del dios hay dos prótomes leoninos (no busquéis la palabreja son dos medios leones, vamos como bustos pero de animalillos), y luego dos leones tendidos a lo largo del fuste de la espada. El dios está coronado con el típico sombrero con cuernos que representa a las divinidades masculinas, y que cuanto más cuernos tenga más importante es el dios, y éste por los corneado que está debía de ser de los importantes. Sin embargo no se conoce el nombre de la divinidad ni exactamente que tipo de rituales presidía.

Pero las curiosidades en torno al misterioso dios no son sólo por su tamaño, o especial representación, o por no conocer su nombre. En la zona se encontraron enterramientos así como evidencias de sacrificios de aves. De ahí que se deduzca que la cámara B actuaba como capilla y cementerio, y por tanto nuestro buen Dios Espada debe ser el supremo señor del Inframundo.

Los ritos y creencias mesopotámicas en torno a los muertos pasan a los hititas que las adaptan a sus costumbres, al igual que los griegos harán más tarde. A los muertos hay que cuidarlos y preocuparse de atender sus necesidades o volverán en forma de espíritus para molestar a los vivos, para ello se realizaban ofrendas e incluso el estado se encargaba de aquellos que quedaban insepultos o no tenían familia, no fuera a ser que el gidim (espectro) viniera a dar la lata.

Dios Espada
La Tierra Negra como los hititas denominaban al más allá se estructuraba de una forma organizada y jerárquica como en el más acá (si es que ni en el otro mundo nos vamos a librar de Hacienda y los políticos). El Otro Lado tenía ministros (¡qué plaga!) jefes de eunucos, jefes de barberos, etc. y por supuesto las divinidades entre las que se encontraban los reyes fallecidos. Para muchos el Dios Espada es el señor de el inframundo, el equivalente hitita al dios sumerio babilonio Nergal, y las doce figuras que lo acompañan son su cortejo, que por cierto empuñan espadas curvadas en forma de hoz a diferencia de las otras figuras en procesiones de divinidades masculinas.

Nergal sería el esposo de la reina del Más Allá, Ereshkigal, que se corresponde con la hitita Arinna. Nergal inicialmente vivía en el cielo, pero cuando la diosa del inframundo envió a un banquete celestial a su representante, el único que no se levantó al entrar el embajador fue Nergal. Como castigo el dios fue enviado al Infierno a pedir el perdón de su reina, pero se le advirtió que no comiera ni bebiera, no se lavara los pies con sus aguas (¿será el dios tutelar de los adolescentes?), y sobre todo no yaciera con la diosa. Por supuesto el dios no hizo ni caso y se acostó con la reina del Más Allá (¡Tiene que ser el dios de los adolescentes!). Luego a escondidas volvió al cielo como si no hubiera pasado nada (¿Seguro que no tiene nada que ver los adolescentes?). Cuando fueron a buscarlo se disfrazó con un hechizo y no fueron capaces de llevarlo de vuelta al Infierno. La diosa enfadada y triste por haber perdido a su amante amenazó con volver a enviar a los muertos a la tierra en una especie de antecedente de los hoy de moda apocalipsis zombis. Nergal volvió a bajar al inframundo dispuesto a terminar con el problema de raíz, es decir decapitando a la diosa. Tras romper y atravesar las 7 puertas del infierno, y llegar a los salones del trono, agarró por los pelos a la diosa dispuesto a privarla de su hermosa cabeza, qué le dijo ésta no se sabe, pero el poder de convicción de la hermosa triunfó, y Nergal se casó con ella, y se convirtió en el cogobernante del inframundo.

Recreación del santuario de Yazilikaya.
Sin embargo si Nergal es el Dios Espada, ¿por qué su culto se realiza en un lugar abierto  al cielo y no en una gruta subterránea como era lo habitual? Pues porque para algunos el Dios-Espada no es Nergal sino Zababa, el dios de la guerra. A este Zababa se le adoraba bajo los signos de Aries y Tauro, así su festividad era entre el 21 de marzo y el 21 de mayo, y en su festividad se sacrificaba un toro y un carnero sobre el eya el árbol sagrado. El altar se levantaba sobre madera del árbol de la vida, y una espada se clavaba en este mismo altar a cielo abierto, y no como en el caso del culto al inframundo en lugares cerrados y subterráneos.

¿Quién es por tanto nuestro misterioso dios? ¿Nergal? ¿Zababa? ¿Un dios nuevo en el que se mezclan características de los dos? Para acabar de complicar la cuestión para algunos Nergal absorbe características del dios de la guerra como son los leones y las espadas. Un texto hitita habla también como un dios del tiempo persiguió a unas divinidades al inframundo y les castigó privándoles de los sacrificios de toros y carneros dejándoles sólo las aves como animales de culto (recordemos que en Yazilizaya se encontraron restos de sacrificios avícolas). ¿Queréis más lío? Pues sí, el dios también puede ser asociado a los inicios de la metalurgia, ya que los hititas fueron famosos por su producción de armas de hierro, siendo para muchos la civilización que dio el salto de la edad del bronce a la de hierro. Además el cortejo de los 12 dioses podrían representar a los signos del Zodíaco, y no tener nada que ver con divinidades infernales, y sus espadas representaban esa mejora técnica.

Entrada a una de las cámaras. Yazilikaya. 
Las especulaciones sobre el extraño y gigantesco Dios Espada podrían seguir enlazando unas con otras, analizando su origen y sus derivaciones, pero en algún momento tendremos que acabar este artículo. Antes sólo queda una curiosa reflexión que trae entusiasmados a algunos estudiosos británicos: El relieve de la cámara B de Yazilikaya representa a un rey (Tudhaliya IV) que acompañado por un sabio consejero (el dios Sharruma) y protegido por una escolta de doce caballeros, se dirige a una espada clavada en la piedra, ¿ os suena? A ellos sin duda sí. Arturo, Merlín, los 12 caballeros de la tabla redonda, y por supuesto Excalibur. ¿Es el Dios Espada la base de la leyenda artúrica que saltando siglos y civilizaciones terminó por recalar en las islas británicas deformada y adaptada a sus habitantes?

Sea Nergal, Zababa, el rey Arturo, o el ídolo de los quinceañeros, el Dios Espada es uno de los grandes misterios de la mitología y Yazilikaya uno de los sitios arqueológicos más interesantes de la geografía mundial.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario