CASTILLOS DE CINE

FORTALEZAS MEDIEVALES ESPAÑOLAS EN EL CINE

Desde que la exitosa serie de televisión "Juego de Tronos" incorporó a sus últimas temporadas localizaciones filmadas en España ha surgido una especie de fiebre por afirmar lo magnífico que es nuestro país para filmar series medievales, cómo si fuera la primera vez que cineastas y directores de series hubieran elegido escenarios monumentales de este país para ambientar sus films. Vamos a dar un repaso rápido, donde, como se suele decir, "son todos los que están, pero no están todos los que son".

Castillo de Manzanares el Real. El castillo nuevo de Manzanares el real en la Comunidad de Madrid, y cerca de la misma capital, fue edificado en el siglo XV. En su contrucción participó el arquitecto Juan Guas (1430-1496). Fue concebido como residencia de la familia de los Mendoza, y por ello también se llama Castillo de los Mendoza. Se puede visitar y suelen realizarse numerosos actos culturales en su entorno. Además se encuentra musealizado, recreándose el ambiente palaciego de los siglos XVI y XVII con muebles, armaduras, tapices, etc. Su buen estado de conservación gracias a acertadas restauraciones le convirtió en el escenario ideal de numerosas películas tanto españolas como "Locura de amor"(1948) como extranjeras "El Cid"(1961), o series como "La Princesa de Ebolí", sí hasta "Conan el Barbaro" se paseó por sus terrenos. 
Castillo de Belmonte. El castillo fue edificado por orden del marques de Villena, y su construcción comenzó en 1457 y duró hasta 1472, aunque por supuesto las remodelaciones, añadidos, y restauraciones, continuaron a lo largo de los siglos. Situado al suroeste de la provincia de Cuenca se encuentra en un magnífico estado de conservación. Está musealizado y su recorrido se ofrece de forma muy didáctica al visitante, además de mostrarnos la vida en el castillo, tiene una parte dedicada al siglo XIX, pues el castillo perteneció a Eugenia de Montijo. Numerosas películas tuvieron el castillo de Belmonte como escenario desde "El Cid", hasta la española "Juana la Loca"(2001) pasando por el film de Verhoeven "Los Señores del acero"(1985), al cuál pertenece el fotograma seleccionado.
Castillo de la Mota. Este castillo está en la provincia de Valladolid en la villa de Medina del Campo. Fue edificado entre el siglo XIV y XV, aunque desde el siglo XI la villa ya estaba fortificada. En 1441 fue cercado por lar topas de Juan II de Castilla enfrentado a los infantes de Aragón. También es escenario de las luchas entre Enrique IV y sus hermanastros Alfonso y luego Isabel. Posteriormente fue prisión del Estado, de la cual se fugó en 1506 el famoso César Borgia descolgándose de la Torre del homenaje con una cuerda. La visitas son libres y gratuitas aunque ofrece unas interesantes visitas guiadas para las que hay que concertar cita, incluso algunas teatralizadas, magníficas para realizar con niños. Por supuesto también el cine y sobre todo la televisión se fijaron en el impresionante castillo para sus localizaciones, y en la serie "Isabel"(2014) su hija Juana protagoniza una emotiva escena aferrándose a la reja del castillo en la que intentan encerrarla. En la foto se ve a Juana hablando con el Cardenal Cisneros frente al Castillo de la Mota.
Castillo de Loarre. En la provincia de Huesca se encuentra este imponente castillo románico edificado en el siglo XI, que está considerada la fortaleza románica mejor conservada de Europa. Asentado sobre un promontorio de roca caliza que le sirve de cimiento, parece surgir de la misma montaña. Fue construido por orden de Sancho III de Navarra, y fue reconstruido, ampliado y restaurado en los siglos posteriores. Es visitable y en él se realizan numerosas actividades, incluso visitas guiadas nocturnas. Hollywood lo utilizó para una de sus mega producciones "El reino de los cielos"(2015).  
Castillo de Molina de Aragón. El castillo de Molina se ubica en la provincia de Guadalajara, aunque en sus tiempos perteneció a la corona de Aragón. Fue inicialmente un alcazar en el siglo X y XI en manos andalusís. Alfonso I de Aragón se lo arrebató a los musulmanes y lo transformó en fortaleza cristiana  en 1129. Luego pasaría a la corona de Castilla, y poco a poco se le fueron añadiendo elementos y haciéndose más grande. En "El nombre de la Rosa"(1986) se rodaron algunas escenas en el castillo de Molina de Aragón.  
Castillo de Guadamur. El Castillo de Guadamur en la provincia de Toledo comenzó su construcción en 1470, y en una segunda fase en 1520. El rey Enrique IV de Castilla se lo cedió a la familia Ayala, y como todos los castillos de la zona sufrió los avatares históricos que la agitaron, asedios, saqueos, incendios. En el s. XIX tres vecinos lo compraron al último descendiente de los condes de Fuensalida y lo dedicaron al alojamiento de pobres y necesitados. Tras pasar por varias manos, y ser restaurado, fue adquirido en el año 2000 por un particular que se ha dedicado seguir restaurándolo. Escritores como Galdós, historiadores del arte, medievalistas, e incluso pintores como Madrazo que le dedicó una pintura, se interesaron por el hermoso castillo. Producciones españolas como "La Corona Partida" o "Los Borgia" utilizaron el castillo para sus localizaciones y por supuesto Hollywood también lo usó para una de sus producciones de aventuras medievales "El Caballero Negro"(1954) en el que incluso aparecía representando a Camelot en algunos de los carteles de la época.
Alcázar de Segovia. Una de las fortalezas mejor conocidas de España es sin duda el impresionante Alcázar de Segovia. Construido inicialmente como fortaleza en el siglo XII, luego la evolución de la historia le afectó como a pocos, y fue casi de todo, palacio real, prisión, centro de artillería, academia militar, y hoy museo y archivo. Si por fuera ya es un prodigio de arquitectura militar, pasear por su salas restauradas, y llenas de historia es toda una delicia, desde la espectacular Sala de los Reyes llena de los retratos de los monarcas de Asturias, León y Castilla hasta la Sala del Trono o de la Galera, es todo un recorrido inolvidable. Y el cine por supuesto no dejó de lado al famoso alcázar, y de nuevo es el reino de Arturo el representado por la fortaleza en el musical "Camelot"(1967) (tanto buscar Camelot en Inglaterra y al final va a resultar que está en España).
Castillo del Papa Luna de Peñíscola. Este castillo palacio fue edificado sobre una antigua alcazaba árabe por los templarios  entre 1294 y 1307. Ubicado sobre un peñón en el pueblo de Peñíscola de la provincia de Castellón, ofrece unas magníficas vistas al mar. Tiene además la peculiaridad de haber sido sede papal ya que fue la residencia de Benedicto XIII, el Papa Luna, quien tras el cisma de Aviñón se trasladó en 1411 al castillo convirtiéndolo en palacio  y biblioteca pontificia. Para Hollywood era el lugar perfecto donde ubicar la última batalla de Rodrigo Díaz de Vivar, y así "El Cid" hizo ultra conocido el castillo y el pueblo de Peñíscola que le reportó al ayuntamiento suculentos beneficios en turismo pero tuvo un impacto negativo en el paisaje urbanístico.  
Castillo de Sigüenza. Otro palacio fortaleza y de nuevo en la privilegiada provincia de Guadalajara en cuanto a castillos fílmicos se trata. Edificado en el siglo XII sobre otro musulmán, fue la habitual residencia de los obispos hasta el siglo XIX. Las reformas y restauraciones continuaron a lo largo de los siglos hasta darle la apariencia actual. Doña Blanca, esposa de Pedro I de Castilla, permaneció 4 años encerrado en él. Durante la guerra de Sucesión en 1710 fue cuartel del archiduque Carlos. Desde 1972 es un parador nacional de turismo. "Cristobal Colón. El descubrimiento"(1992) usó el castillo para algunas escenas, alguna de ellas con Marlón Brando en el papel de Torquemada, y al borde del mar como si fuera el puerto de Palos (¡cómo se enteren en Guadalajara!).

Alcázar de los Bejarano. En la localidad de Trujillo en la provincia de Cáceres se encuentra esta fortificación realizada en el siglo XIII. De carácter defensivo se entrega a la familia de los Bejarano que la van mejorando hasta el siglo XV. La llamada casa de los Bejarano es ya edificada precisamente en el siglo XV. Ridley Scott uso la fortaleza simulando que se trataba de Granada en su película "1492. La conquista del paraíso"(1992), el otro film dedicado a conmemorar el descubrimiento de América. Pero es que la localidad de Trujillo había sido elegida para localizar diferentes películas ambientadas en distintas épocas desde "El tulipán negro" hasta convertirse en poblado atacado por los frisones en la ya comentada "El Señor de la Guerra".

No hay comentarios:

Publicar un comentario